Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Eugenio de Ávila
Sábado, 12 de mayo de 2018
TAUROMAQUIA

¡Qué lástima!

Una vez más, Alberto Durán, descartado del cartel taurino por la empresa

[Img #19361]Fernando Primo

    Este mediodía, en la sala de la Encarnación de la Exma. Diputación Provincial de Zamora, en una mesa presidida por el crítico taurino Manuel Molés, el diestro zamorano Andrés Vázquez, el empresario Carlos Zúñiga y el diputado de turismo  José Luis Prieto se han presentado, sin poder realizar ninguna intervención  los asistentes, los carteles que compondrán la feria taurina de San Pedro que este año está conformada por  El Juli, Talavante y Roca Rey que matarán seis toros de El Pilar el día 29 de junio y el día 1 de julio los rejoneadores Andy Cartagena,  Diego Ventura y Joao Moura Jr. con toros de Canas Vigouroux. Además,  un espectáculo de cortes el día 24. El horario, por causa del fútbol empezará a las 7’15. Todo ello adobado con el homenaje  a nuestro matador más ilustre, Andrés Vázquez, consistente en estar en la mesa, recibir un rosetón de manos de Molés y recibir una gran ovación, con el público en pie, desde “los medios” de la Sala de la Encarnación repleta de aficionados.

   A pesar de las palabras del diputado de Turismo que manifestó que era la casa de todos los zamoranos y que teníamos que defender lo nuestro-con lo que estoy absolutamente de acuerdo-, cuando el periodista taurino Manuel Molés, junto con el empresario de la plaza de toros de Zamora, iba desgranando los carteles que compondrán este año la feria taurina de San Pedro en la que un año más destaca la ausencia de nuestro único matador en activo, Alberto Durán, me vinieron a la memoria, ahora que se cumplen cincuenta años de su muerte, los versos del poeta León Felipe que canta: “¡qué lástima/ que yo no pueda cantar a la usanza/ de este tiempo lo mismo que los poetas de hoy cantan”.

   Esto es lo que, seguro, piensa el torero de Villamor cuando, después de salir en hombros en las ocasiones en que ha actuado en la plaza de la calle de la Amargura, no se ve acartelado en la plaza de su tierra (“qué lástima que yo no tenga comarca, /patria chica, tierra provinciana”).

      Si en la mayoría de las ferias de las plazas de segunda en las que hay un matador de toros éste se ve anunciado ¿por qué no aquí? Es evidente que el empresario se juega su dinero y hace lo que cree que es mejor para sus intereses, mas entonces ¿por qué pide ayuda a las instituciones locales o provinciales, aficionados o empresarios? ¿Por qué estos no ayudan y hacen fuerza para que nuestro torero pueda actuar? ¿Qué hemos hecho los zamoranos para que se nos ningunee hasta en nuestra propia casa? ¡¡¡Qué lástima!!!

¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
El Día de Zamora • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress