Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
Lunes, 17 de octubre de 2016
GPS

Si sales a por setas, mejor con GPS

Si te atrae recoger setas, infórmate muy bien de todo lo que debes saber, lleva todo el material y no te pierdas: utiliza el GPS de tu móvil para seleccionar lugares o rutas, te facilitará mucho la tarea.

[Img #8638]Con la llegada de las primeras lluvias del otoño, muchos aficionados salen al campo a recolectar setas. Cada vez es más frecuente que los montes pertenezcan a zonas de aprovechamiento de setas para que esta actividad quede regulada, evitando daños o abusos. Las zonas de aprovechamiento son municipales, aunque habitualmente la gestión de los permisos se tramita por Internet de forma completa o, al menos, el pago, quedando en última instancia la recogida del permiso en el ayuntamiento el día prefijado. Las tarifas son variables, pero rondan los 5 euros al día y un máximo de unos 2 a 3 kilos de setas. 

Si te estás iniciando en la recogida de setas, debes saber que no basta con adquirir un par de guías y lanzarse a la aventura. Debes ser precavido y acudir a personas con experiencia o sociedades micológicas, y visitar las exposiciones que organicen. Ellos pueden asesorarte y recomendarte publicaciones indicadas por su contenido o por su localización geográfica.

Lo que no es aconsejable es descargarse esa misma mañana una aplicación gratuita en el móvil y pretender suplir con ella todo el conocimiento necesario para ponerse a recolectar setas. Al usar estas aplicaciones de lo primero que te vas a dar cuenta es de que, si ya es difícil en algunos casos identificar ciertos detalles de las setas, mucho más complicado puede resultar hacerlo a la luz del día en la pantalla brillante de un móvil.

Es imposible, por ejemplo, apreciar el tacto graso de las láminas de la "carbonera", una característica esencial de esta rúsula; ni los olores. De hecho, la reproducción de los colores ya es todo un reto para guías y aplicaciones. Dicho esto, también es cierto que una aplicación puede servir de ayuda por la comodidad para consultarla y la posibilidad de ampliar las fotos, además de que generalmente se pueden actualizar.

Toda la documentación que uses te vendrá bien y no está de más, pero ojo, porque todos los años son habituales las intoxicaciones y desgraciadamente algunas con desenlace fatal. Es habitual que las sociedades micológicas dediquen la tarde del lunes a la identificación gratuita de los ejemplares que los aficionados quieran llevarles tras recogerlas el fin de semana, es una magnifica práctica para aprender. Por supuesto, los expertos también acuden, ellos están continuamente aprendiendo es un mundo apasionante pero muy complejo. No pretendemos desanimarte, pero sí que disfrutes de esta actividad de una forma siempre segura.

Llegado el momento de ponerse en marcha, te vendrán los consejos básicos de OCU. Una vez en el campo, por muy apasionante que sea la actividad, lo primero es no perderse. Lleva mapa y brújula y aprovecha la función GPS del móvil. Puedes descargarte la aplicación de mapas del instituto geográfico.

Activa el modo ruta desde la salida. Así podrás volver con facilidad al punto de partida, normalmente el coche. Puedes saber en qué dirección está el coche o deshacer exactamente el mismo recorrido. Y si quieres volver a pasar por un mismo punto o si, por desgracia, has perdido algo y tienes que volver a buscarlo, puedes marcar la localización de un enclave, por ejemplo, donde encontraste las mejores setas para volver el año que viene.

Es la tachuela del menú -en los manuales se conoce como Waypoint- toma las coordenadas del punto donde te encuentras con mayor exactitud y al marcarlo te permitirá asignarle un nombre.

Lleva siempre una carga de batería externa, además de haber cargado el móvil por completo la noche anterior, y recuerda tener instalada una aplicación de emergencia.

Y un último consejo: es muy importante conocer de memoria las setas comestibles y, en especial, las exquisitas. Pero es vital reconocer las setas tóxicas que se asemejan demasiado a las que no lo son.

¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
El Día de Zamora • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress