Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
Martes, 11 de abril de 2017
SEMANA SANTA

El Gran Botellón de la madrugada del Viernes Santo

Uno grande por venir, otros pequeños que ya se están celebrando. Remediarlo antes de que se vaya de las manos

Manuel Herrero

[Img #12067]No quieren que pase, pero sucede; la Semana Santa de Zamora, aparte de por sus procesiones, empieza a ser conocida por el macrobotellón de la madrugada del viernes en el parque de San Martín. Haberlo permitido un año, dio pie a que los siguientes se repitiera y masificara. Atajarlo ahora, con las dimensiones que ha alcanzado resulta bastante difícil. Tampoco falta, quien ha hecho sus propuestas, para remediarlo.

Es el botellón por excelencia, no el único. A lo largo de los días de la semana de pasión, hay otras concentraciones de jóvenes para ingerir bebidas en lugares públicos. Son grupos, con escasos participantes, pero el grande de la noche grande, tampoco en sus inicios fue tan grande. Eligen parques y la ribera del rio, para sus concentraciones. ¿Qué hay de malo? nada en principio, salvo que incumplen la ley, ingiriendo bebidas alcohólicas en la vía pública, en lugares sin autorización expresa para ello.  Ponen en riesgo su salud, participan menores de edad y ensucian algunos, también hay quien no deja resto alguno de su presencia, y puede ser el detonante de que se cometan actos vandálicos por el efecto del alcohol.

No lo verán, porque a primera hora de la mañana los operarios de Zamora Verde, encargada del mantenimiento del servicio de jardines, han procedido a retirar todo. Las bolsas de plástico, botellas, vacías, semillenas o incluso sin abrir, basuras y otros objetos dejados por los participantes. Corresponde a esta empresa y no al servicio de limpieza, porque, son cosas que ocurren en las zonas verdes de la ciudad. Cuando, el común de los mortales, despierta a horas prudenciales, solo encontrará aquello que los empleados, han sido incapaces de retirar en su trabajo con luz artificial, por la dificultad que entraña recoger los fragmentos de vidrio procedente de las botellas rotas, o el problema de reparar aquello dañado por los vándalos, hasta pasados unos días. Tiempo, perdido en  retirar basuras, que bien empleado estaría en otros menesteres de tantos como requieren los jardines.

La solución, aparte de por la educación y mayor control de la venta de bebidas alcohólicas a menores, pasa por la vigilancia. Una simple vuelta de una patrulla vestida de calle por los lugares donde se celebran los botellones, y la identificación de los participantes suele ser suficiente método disuasorio, para evitar que sigan produciéndose. Y si con ello se evitan los consecuentes actos vandálicos que se producen, todos tendremos un ahorro en reparaciones,  pues mejor que mejor.

¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
1 Comentario
Fecha: Miércoles, 12 de abril de 2017 a las 14:54
VOX Zamora
Una vergüenza para la Semana Santa de Zamora, consentida tanto por los gobiernos municipales del PP como, ahora, por la izquierda que gobierna esta ciudad (por culpa del PP)

VOX Zamora

**** s: **** www.facebook.com/VOXZamora

El Día de Zamora • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress